KONESH: UNA EMPRESA DE FACTURACIÓN QUE APOYA LA CULTURA

por Sergio March
entrevista Héctor Gutiérrez Machorro


¿Cómo, cuándo, dónde y con quién nace KONESH?

KONESH es una empresa certificada por el SAT desde el 2010. Fuimos la tercer empresa en lograr esta certificación en el país y de los primeros en trabajar con el tema de factura electrónica. Desde 2005, antes de que fuera obligatorio para todo el mundo y en este inter, hemos tenido la oportunidad y el privilegio de lograr una comunidad de quinientos mil contribuyentes, aproximadamente, en todo el país. Doscientas de las empresas más grandes de México y del mundo son nuestros clientes y tenemos la responsabilidad de salvaguardar y administrar más de mil quinientos millones de documentos fiscales y casi tres mil millones de documentos no fiscales en nuestra infraestructura.

KONESH es una palabra maya que significa estamos juntos. La fundé yo en mi escritorio cuando dejé de trabajar en Deloit en 2005. La intención fundamental para formar mi propia empresa era buscar el trabajo donde siempre hubiera querido trabajar.  Un poco cansado de las grandes firmas de consultoría de la visión tradicional del trabajo, de la visión tradicional de hacer consultoría, de la visión convencional de generar valor que en mi opinión es más que caduca y con muchas desventajas para las personas que trabajan ahí, me empeñé en este proyecto con tintes más que nada humanos con la intención de crear una comunidad autogestiva en donde el conocimiento y el esfuerzo personal, la generación de ideas, la creatividad, la capacidad de innovar, de conectarse con los clientes, y de entender las necesidades de los clientes nos diera la posibilidad de generar valor.

Y así en 2005 empecé  solo en KONESH, en el escritorio de mi casa, después de ser un flamante consultor de grandes firmas. Luego se sumó Adriana Tello, Marco y Marta Santamaría, quien me ha acompañado siempre en cada una de las aventuras que tenemos desde que estamos juntos, pues ella es mi esposa. El resto del equipo, por razones del destino, viene del TEC de Veracruz y algunos del estado de Oaxaca. Así empezamos y empezamos generando valor muy pronto y ganando cuentas muy grandes. Nuestra visión de negocio comenzó a funcionar y a generar resultados.  Mis chamacos llegaron muy jovencitos a la empresa, y pudimos formar una comunidad muy bella en donde la idea es generar un esquema de trabajo que acompañe tu proyecto de vida, que genere espacios para la salud y espacios para viajar juntos.  Tenemos un proyecto de comedor que es muy importante pues pasamos mucho tiempo juntos y contamos con tres oficinas bellísimas que  más que nada constituyen nuestros espacios para estar y nuestro vínculo con el mundo de la cultura.

*

¿Cuáles son los proyectos de KONESH para este 2022?

Antes que nada sobrevivir al embate de la pandemia, la cual ha traído muchísimos retos: no vale la pena ahondar en ellos porque estoy seguro que todos los conocemos. Pero primero  y antes que nada nuestro proyecto es mantenernos saludables, proteger la salud de nuestra comunidad productiva y, de alguna manera, colaborar en la protección de la salud de los que colaboran con nosotros por lo cual el proyecto del comedor y de lo que llamamos “la experiencia KONESH” se vuelven fundamentales para poder recuperar nuestros espacios de trabajo y reunirnos de manera segura. Este es un proyecto muy importante: robustecer todos nuestros seguros y mecanismos de cuidado de la salud. Tenemos en KONESH un sistema de seguros que yo diría es excelente. Tiene que ver con acceso a la medicina privada y a la medicina pública. Desde luego, otro de nuestros proyectos es crecer en un más de 25 por ciento en nuestra facturación, aprovechando la necesidad que hay en nuestro país y en el mundo en este momento de vincularse remotamente y a través de sistemas con los procesos. Desde luego,  las modificaciones a la miscelánea fiscal para 2022 representan para nosotros no solo un reto sino una oportunidad. El estado está afinando la puntería, estableciendo un cerco muy bien estructurado en donde son sistemas y no personas los que generan requerimientos,  y determinan el comportamiento fiscal de una organización con la intención clara de poder recaudar más dinero a partir de  medios lícitos y a partir de lo que establece la ley. Por ello, existe la posibilidad de crecer y apoyar los proyectos de nuestros clientes y poder darles la oportunidad de responder a requerimientos de la autoridad de manera rápida y cada vez más frecuente.  Insisto en que hay que recordar que son sistemas y no personas los que están generando estos requerimientos a partir de información que nosotros mismos hemos generado durante décadas. Se trata de utilizar toda esta información que hemos dado a la autoridad para poder valorarnos a nosotros mismos con respecto a nuestras obligaciones, adelantar y anticipar riesgos en términos de cumplimiento fiscal  y generar un esquema de vigilancia permanente y además un esquema de respuesta rápida a los requerimientos pero también durante la operación en el intercambio de bienes y consumos. Estas tareas deben hacerse de manera muy controlada para no ser victimas del descuido fiscal tanto de nuestros proveedores y clientes. Hay también que generar estas barreras y mecanismos para lograr una operación segura y garantizar lo que llamamos la continuidad operativa de los negocios. En conclusión: es éste nuestro proyecto permanente.

Nosotros invertimos mucho dinero tanto en infraestructura y capacitación como en adquisición de talento para cumplir con esta misión fundamental y, al mismo tiempo, generando valor y cubriendo necesidades muy importantes en el mercado. Atender esta necesidad se vuelve urgente. Estamos en el ojo del huracán.

Otros proyectos muy importantes los tenemos con algunas  organizaciones paralelas. Hay uno en particular que nos interesa potenciar este año con Grupo Dii. Es un proyecto educativo enfocado a niños con necesidades especiales de educación a cargo de una compañera de trabajo que tuvo la fortuna de tener uno de estos seres especiales tocados por la naturaleza y la divinidad, como diría ella, con una hija con autismo y, a partir de su experiencia, ha creado una serie de conocimientos y convocado a una serie de personas. La invitación de KONESH fue a que utilizara toda esta experiencia y conocimientos propios para beneficiar a otros papás.  De manera que esta organización está enfocada a brindar educación a todo aquel que necesite ayuda especializada pero, en realidad, somos muy pocos los que no necesitamos algún tipo de ayuda especializada en la educación. No sólo se trata de niños con características muy especiales. Todos los niños tienen características especiales. Y este proyecto ayuda mucho a los papás para responderse la pregunta de: “¿Qué pasará cuando yo no esté?” De aquí se desprenden otros planteamientos:  ¿Cómo podemos hacer que los niños y niñas con características especiales que, repito, son casi todos, puedan aprender a aprender, cómo van a poder incrustarse en la vida productiva y cómo podrán ser de alguna manera autosuficientes en un mundo tan salvaje como en el que vivimos?

Tenemos más proyectos con la maestra Carmen Nozal. Hemos publicado ya su libro Poesía reunida: 1991-2021 y existe la posibilidad de editar un par de libros más. También hemos visto necesario crear tres libros como testimonio sobre la experiencia de KONESH. Trabajaremos muy duro en eso.

 Además, tenemos muchas ganas de seguir apoyando el proyecto de Mariana Yáñez ahora con la cultura huasteca. El proyecto de Salvador Barrena es un ensayo sobre pensamiento e ideas contemporáneas. No quiero adelantar mucho pero lo publicaremos este año tanto en papel como de forma electrónica. Asimismo, queremos seguir impulsando al teatro en México. Estamos buscando oportunidades y autores. Hay un par de proyectos de investigación con la UNAM  que ya estamos  viviendo. Por otro lado, están llegando practicantes de la UNAM a aportar ideas y a recibir un poco de nuestra experiencia para formar profesionales en nuestro rubro.

Estamos muy interesados en que nuestros espacios de trabajo se vuelvan galería. Por ello, hemos estado en contacto con muchos artistas plásticos y tenemos la muy clara intención, una vez que pase la pandemia, de poder generar espacios de venta y difusión de las artes plásticas. También estamos dispuestos a escuchar ideas y acercarnos a otros creadores y a otros entornos culturales y descubrir qué otros proyectos podemos apoyar en 2022.

*

En México, ¿dónde podemos ver el trabajo de KONESH en la cultura o en diferentes gremios?

Hay varios resultados de nuestro esfuerzo, el cual ya  es muy antiguo en apoyar la cultura. Llevamos más de siete años trabajando, activamente, en distintos rubros. Dentro del mundo del teatro, uno de los primeros proyectos que apoyamos fue Fantasmas del imperio, una obra de teatro de la autora Jimena Gutiérrez que se presentó durante una larga temporada en el Castillo de Chapultepec y que tenía la misión de contar, de otra manera, la historia de México y no necesariamente la historia oficial. Constituyó una serie de textos muy brillantes e interesantes para nosotros. Teatro en corto de mi amigo y dramaturgo Carlos Mújica. Aquí lo que hicimos fue llevar el teatro a nuestras oficinas y a las oficinas de nuestros clientes. Un proyecto muy exitoso en términos de riqueza de impacto. Para muchos ésta fue la primera aproximación para el mundo del teatro lo que representó un privilegio participar, amén de la enorme calidad que tiene Carlos Mújica y lo agudo de sus microtextos maravillosos. La obra producida por Lissette Araiza, titulada La otra muerte  que también ocurrió en nuestros espacios de trabajo. El hecho de convertir la oficina  en un espacio de teatro y para las exposiciones ha tenido mucho éxito, pues no sólo participa nuestra comunidad sino también invitados de fuera. Nos gusta dar a conocer nuestros espacios de trabajo que, sin mucha adecuación, se prestan perfectamente para hacer buen teatro. La reciente publicación de la maestra galardonadísima y talentosísima Carmen Nozal, fue otro privilegio que tuvimos. Los tres libros de fotografía de Mariana Yáñez. Esta gran fotógrafa tiene un proyecto bellísimo de apoyo a la culturas originarias. Por ejemplo, en la huasteca y también experiencias maravillosas con la cultura mongola y con la cultura quechua en Perú, así como con la cultura del Tíbet con libros de fotos verdaderamente deliciosos que ilustran todos estos proyectos. KONESH aparece como un activador o patrocinador si se quiere ver así. La palabra no me gusta nada porque no es comercial el asunto y el resultado de este trabajo no produce dividendos para KONESH pero nos ayuda a justificar de alguna manera el gasto en la cultura porque es un gasto válido en nuestro rubro. Digamos que apoyar estos proyectos nos ha permitido tomar alguna parte de nuestros ingresos y convertirlos en este nuevo valor, traerlo a nuestra comunidad y posicionarnos como una empresa responsable y como una empresa activa en la mejora del entorno cultural.

Cabe decir, sobre todo en tiempo de pandemia, que la cultura no solo vincula sino que también cura, también da sentido, también sana. De manera que si tuviera que decir quienes son los principales beneficiarios de estos esfuerzos pues creo que somos nosotros mismos como organización, y también los creadores y pensadores que hemos tenido el privilegio de acompañar o más bien de ser acompañados por ellos y que se han acercado a nuestro entorno por estas colisiones que se producen en la vida medio caóticas, medio inexplicables, medio coincidentes.

*

¿Con qué empresas ha trabajado KONESH y en qué países del mundo tiene representación?

KONESH en México está ubicado en todo el país, donde ya tiene actividad y contribuyentes que ascienden a 500,000 y que pueden consultarse en la página del SAT. Entre esos 500,000 contribuyentes hay 250 empresas que son las más grandes del mundo y del país  Por ejemplo, FENSA con OXXO y sus filiales como Coca Cola; Palacio de Hierro; Louis Vuitton; Philips; Suaroski; Cristian Dior, por decir sólo algunos nombres. Es de la mano de nuestros clientes internacionales que nosotros hemos podido llegar a atender necesidades en prácticamente toda América Latina y algunos países europeos como Holanda, Italia, España, y EU. Tenemos clientes en muchos lados del mundo por dos razones: por una parte porque  la operación de nuestros clientes ocurre en más de un país y, por otra, por la iniciativa de factura electrónica a partir de la experiencia mexicana. Esto es muy importante rescatarlo pues es una experiencia que se está replicando en muchos otros países por exitosa y por contar con años de trabajo en el modelo mexicano pues hemos sido llamados y llevados de la mano por estos clientes internacionales para ir a atender proyectos a Chile, Italia, España, o a otros lados donde la factura electrónica está siendo implementada.

Son innumerables las empresas que podemos cubrir de todos giros y de las más diversas naturalezas y tamaños.

*

 ¿Por qué si es una empresa de facturación, tiene que ver con cultura?

Todos tenemos que ver con la cultura. El hallazgo en KONESH es que nos dimos cuenta de eso y decidimos tomar un papel activo en la promoción de la misma. Sobre todo y primero viendo hacia adentro en la comunidad más cercana de nuestro equipo de trabajo. El acceso a la cultura es un privilegio y un derecho humano. También es un privilegio raro en estos tiempos. Es un privilegio y también una herramienta para poder crecer. No se puede pensar en una organización que crezca económicamente, que crezca en número de sus clientes, que crezca en productividad sin crecer en el mundo de las ideas, sin  crecer en el mundo del conocimiento, sin crecer en el mundo del conocimiento de nuestra identidad y de nuestra historia y del arte y de lo bello. No se puede crecer en lo material sin crecer en lo espiritual y esto pasa también en las organizaciones. Las organizaciones que sólo crecen en la parte material me parece a mí que acaban corrompiéndose o derrumbándose Crecer también en la parte espiritual con nuestro equipo nos abre muchas posibilidades muy prácticas y muy tangibles. No es lo mismo que un muchacho de 30 años se siente hablar con el director de sistemas de una empresa transnacional y global en su idioma sobre los asuntos que ocupan en su país, hablar sobre arte o sobre cultura o sobre historia de México, a solamente hablar de negocios. La cultura abre puertas de manera que lo más natural para una empresa de facturación es que se vincule con el mundo de la cultura como un instrumento de crecimiento. La otra parte muy importante es hacerse responsable de que como organización ya no muy pequeña, impactamos a nuestra comunidad y para impactar a la comunidad y nutrirse de ese impacto pues es necesario entender a la comunidad en la que uno está. Estamos hablando de México pero también cuando estamos en otros entornos, en otros países tenemos que entender a esas comunidades a partir de sus expresiones culturales porque son las expresiones más intrínsecas a su ser y a su alma. De manera que este vínculo con la cultura nos regresa de muchas formas para crecer.

Creo que en este momento, en la coyuntura en la que vivimos, los estados en el mundo han dado muchos pasos atrás en el apoyo a la cultura porque han tenido que atender prioridades de otra naturaleza. Quiero pensar en temas de salud, educación, desarrollo sustentable, combatir la pobreza extrema, entre otros tópicos. Así, se ha dejado de lado el apoyo a la cultura. Considero que es responsabilidad de la iniciativa privada entender este papel histórico que está dándose para tomar y defender con nuestras propias manos el acceso a la cultura tanto para los creadores como para los consumidores y para los artistas. Cuando hablo de cultura no sólo me refiero al arte sino también a la ciencia y a todo aquello que hace de la expresión humana algo único e irrepetible. Es el momento histórico para que la iniciativa privada, sobre todo las pequeñas y medianas empresas que estamos más en contacto con nuestra gente en nuestro país y con nuestra gente fuera del país, tomemos un papel activo para defender el mundo de la cultura. Es un error pensar que esto es potestad única del estado. Afortunadamente, en los estados existen maneras de apoyar proyectos culturales que son de nuestro interés a partir de la vinculación que tenemos con creadores y pensadores para tomar parte de nuestras obligaciones y dirigirlas a este tipo de proyectos. Yo diría que no es por ser una empresa de facturación que tenemos una vinculación con la cultura sino por ser una comunidad productiva que vive en este país y que se beneficia de lo que este país provee que tenemos la obligación de apoyar los proyectos culturales.  Y creo que ésta es una obligación histórica de todos los empresarios de todo tipo en este momento.

*

¿Cuáles son los objetivos generales y particulares de KONESH?

KONESH  es un proyecto de comunidad productiva en donde las personas son el centro. Cuando hablamos de personas, nos referimos a las personas que trabajan en nuestro equipo, que hacen la comunidad del cliente y a las personas que forman las organizaciones que son nuestros proveedores y socios de negocio. Cuando digo que es un proyecto que se centra en las personas, digo que es un proyecto que busca generar bienestar en las personas a partir de la generación de valor y del intercambio de valor correcto y justo a partir del conocimiento, de la innovación y del entendimiento de las necesidades.

En KONESH hemos aprendido que el valor se genera cuando a una necesidad se le puede asociar una habilidad y esta habilidad está al alcance del proveedor de la habilidad como del receptor de la habilidad. Si estas condiciones se cumplen entonces podemos generar.

Un objetivo particular de KONESH es crear bienestar a partir de la generación de valor a lo largo de toda comunidad para lo cual otro objetivo es crear comunidad y vincularse con la comunidad en la que estamos.

Sobre los objetivos generales debo decir que nosotros somos una empresa de tecnología de la información especializada en la generación de comprobantes fiscales digitales especializados también en la seguridad informática para proteger la valiosísima información que hay en estos comprobantes especializados para crear los medios tecnológicos de procesos de estructura organizacional y conectar a mis clientes con sus clientes para poder intercambiar estos documentos y otros documentos. Hay que contar con la habilidad de generar a mis clientes con sus proveedores  a partir de las posibilidades que los proveedores tienen para integrarse a los procesos de mi cliente. De esta manera, hemos tenido que desarrollar la habilidad de integrar sistemas, personas, estructuras organizacionales, culturas, para poder crear los beneficios necesarios en la generación de documentos.

Un objetivo muy importante es acompañar a mis clientes en poder  cumplir con la ley en lo que se refiere a la comprobación fiscal por Internet, al mismo tiempo que cumplir generando beneficios que sean tangibles, medibles, e importantes como por ejemplo utilizar la factura electrónica y el intercambio electrónico de documentos para ahorrar dinero y reducir los ciclos de cobranza y los ciclos de pago para aumentar la calidad en la relación con los proveedores y con los clientes.

Esto aterriza en clientes como el Palacio de Hierro  para poder crear portales para que el cliente pueda obtener su factura sin tener que hacer fila o crear elementos para que el cliente pueda decidir como facturar lo que compra en una tienda de vinos o en una tienda de autoservicio. O bien para que un proveedor pueda recibir a partir de un sitio en Internet todas las órdenes de compra, mandar sus facturas, obtener validaciones, estatus de sus pagos o bien poder descargar del SAT toda la información que tiene un contribuyente y que ha sido generada para él o que él mismo ha generado para poder responder a requerimientos de la autoridad en tiempo y forma. Esta ha sido nuestra forma de proceder durante más de dieciséis años.

*

¿Por que le interesaría a un empresario trabajar con KONESH?

KONESH ofrece la posibilidad de resolver el problema de cumplimiento generando además beneficios, no solo los beneficios que provienen del ejercicio de cumplir bien, sino beneficios de buscar ahorro, eficiencia y aprendizaje, y, por otro lado, la experiencia de KONESH que es personal y que tiene que ver con necesidades específicas. Nosotros no queremos incluir a nuestros clientes en nuestros modelos de solución. Nosotros lo que hacemos es entender nuestros modelos de solución y adaptarlos a las necesidades específicas de nuestro clientes. Por último, producimos valor muy rápido con un mínimo de riesgo. Producimos mucho valor y el promedio es que de cada peso que inviertes en una solución que provee KONESH tú obtienes cuarenta o cincuenta veces ese beneficio en el corto plazo.

Posteriormente, está la posibilidad de que podamos interactuar y participar de todos estos proyectos como una comunidad que, a fin de cuentas, es lo que somos.

*

¿Cuáles son los límites de KONESH?

KONESH no tiene límites, nunca los he visto, no los conozco, no se me ocurre uno. No estamos limitados ni por lo que sabemos hacer ni por nuestro mercado ni por nuestro entorno geográfico ni por nuestro entorno cultural. Está el mundo y lo que conocemos de él. Si tenemos que reinventarnos cien veces, obtenemos esa capacidad. Tenemos un sólido vínculo entre nosotros y con nuestros clientes lo cual nos permite llegar a donde decidamos.

*

¿Cuál es el compromiso de KONESH para sus trabajadores y qué modelo ha implementado para una empresa exitosa en México?

 El principal activo de KONESH es su gente. Aquí es muy real y lo palpamos todos los días. Es notorio que la rotación de KONESH, es decir, la entrada y salida de personal nuevo es muy bajita. La gente que llega a KONESH llega para quedarse. La razón de esto no es sólo la cantidad de prebendas que hemos generado sino un entorno seguro. Nosotros, los colaboradores de KONESH, hemos creado una cultura de trabajo en donde cada uno de nosotros puede volverse socio de la empresa. Actualmente, tenemos 17 socios y el plan de carreara es que cada uno de los trabajadores que aporta valor en KONESH llegue a serlo. Al ser socios, nos hemos creado un esquema de salud  muy sólido, en donde tenemos acceso a los mejores hospitales de México y del mundo a través del seguro de gastos médicos mayores. También tenemos un sistema de recompensas que es directamente proporcional al beneficio que obtenemos.  No contamos con una estructura de inversores ni  participamos en la bolsa ni en  corporativos. Financiando nuestra operación, trabajamos para nosotros mismos. Nos gusta decir que en KONESH comemos lo que cazamos, de tal modo que cuando KONESH crece, también crecen nuestros ingresos y posibilidades. En KONESH hemos inventado un viaje al año en donde viajamos todos los colaboradores. Todos son muy valiosos para nosotros: desde la señora que muy empeñosamente nos cuida y mantiene limpias las oficinas, trabajo que en la pandemia es muy importante, la señora que cocina para nosotros, el chef que ha diseñado nuestros menús o la persona que administra el comedor, o el ingeniero más especializado o yo, somos considerados equivalentes, no iguales pero tenemos los mismos derechos y obligaciones.  Organizamos un viaje anual. Ya hemos ido a Roma, París, Disney etc, Y estos viajes se han vuelto una autorecompensa muy importante. También está el acceso a la cultura. Si decides estudiar y traer conocimiento nuevo a KONESH, la mitad de los estudios los cubre KONESH y la otra mitad, el que estudie. Tenemos convenios con el TEC de Monterrey, entre otras universidades. Además, el esquema de vacaciones está por encima de lo que la ley propone: en vez de una semana contamos con cuatro semanas al año y por ello tenemos que organizarnos muy bien para cubrir los huecos que dejan nuestros compañeros. Cada uno de los compañeros es indispensable y fundamental para la operación pero tenemos que organizarnos para cubrirnos unos a otros. Asimismo, gozamos de un montón de prebendas más que no están estipuladas en nuestro contrato pero tienen que ver con el trato de personas con personas y cuando aparecen situaciones especiales nos apoyamos. Porque la idea fundamental de KONESH es crear comunidad y se crea comunidad a partir de crear vínculos personales con las personas que trabajan. Nosotros no creemos en esa ridiculez de que en el trabajo somos unos y en la vida personal somos otros.  El trabajo es una situación personal, el proyecto de vida es una situación personal y la idea de una empresa es apoyar estos proyectos de vida. Y esto es muy sencillo pues es la clave del éxito. Nuestros clientes se sienten atendidos por dueños, es decir, por gente que está muy comprometida y que es capaz de crear ideas para salvar la operación o para comprometerse con los problemas de nuestros clientes porque de ello depende nuestro proyecto de vida. Nosotros no tenemos empleados: nosotros tenemos socios y colaboradores y estamos todos mezclados en un proyecto común que nos beneficia a todos.

*

¿Cuáles serían las recomendaciones de KONESH para los empresarios que apenas empiezan en el aspecto de la facturación?

Me voy a permitir hacer una recomendación para todos los empresarios en general y, en particular, para los nuevos empresarios. Tradicionalmente, los empresarios delegamos el asunto fiscal en manos de nuestros contadores. Hemos sido educados con la noción de que el problema fiscal es técnico y está dirigido a contadores, pues es  relativamente trivial.

La primera invitación a los empresarios es desechar este mito y hacerse cargo pues las consecuencias de no cumplir adecuadamente o tomar decisiones equivocadas en el entorno fiscal puede llevar a la destrucción de un negocio. Están establecidas en el código civil, en el código penal y en el fiscal penas corpóreas que tienen que ver directamente con el patrimonio y la integridad de los empresarios  Por lo que no  es responsable dejar todo en manos del contador. Además tenemos la obligación de proteger al contador. Generalmente, los contadores no son fiscalistas especializados, no siempre conocen los pormenores tecnológicos y en nuestro país la comprobación fiscal se realiza mediante medios electrónicos. Por ello, no hay que delegar en manos de los contadores la responsabilidad. Es inapropiado y cruel para el contador. Además, existe una posibilidad muy grande de fallar en el intento de cumplir con costos enormes en multas y en impuestos. Por ello, hay que hacerse cargo del negocio.

La segunda recomendación es conocer lo que implica cumplir. KONESH hace muchos seminarios gratuitos. Todo aquel que quiera participar puede contactarse con nosotros a través de nuestra página http://www.konesh.com.mx.

La tercera recomendación es entender a la organización de cara a la autoridad y a los contribuyentes como un ecosistema conectado de datos. El tema de la data no puede verse como algo aislado: la contabilidad separada de los inventarios, de la nómina, de la facturación. La autoridad nos ve como un ecosistema interconectado de datos. Los datos contables están conectados a los bancos y ambos a la facturación y todo a la importación y en esta visión de la empresa como un ecosistema de datos interconectados estrechamente participa el SAT, la Secretaría de Trabajo, la Secretaría de Comunicación y Transporte, el IMSS, la Guardia Nacional en donde la información que nosotros damos debe de ser muy consistente con la información de las facturas y de los que trabajan con nosotros.

Por ello, es que hay que apoyarse en organizaciones como KONESH para que se pueda integrar todo este universo de datos, aparentemente, desconectados. Y también para generar respuestas y para poder vernos a nosotros mismos como un ecosistema de datos. Esto tiene ventajas y beneficios no sólo en términos de cumplimiento si usamos toda la data que hemos generado para relacionarnos con clientes y proveedores. Tenemos oportunidades para identificar fugas de ingreso y  oportunidades de mejora, para crear posibilidades de compra, para agruparnos a otras entidades vendedoras. Es decir, tenemos que aprender a usar los datos que hemos generado no sólo para cumplir fiscalmente sino para vernos a nosotros mismos con elementos muy tangibles y generar mayor oportunidad de valor.

En resumen: el esfuerzo que nos toma cumplir, puede usarse también si se usa adecuadamente para crecer esa misma inversión y para tener un mejor desempeño organizacional. Los empresarios viejos tenemos que corregir muchos errores cometidos desde un inicio pero los empresarios nuevos pueden hacer las cosas bien desde un inicio.


Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s